Boyacá Turística - Duitama Boyacá Colombia
Bienvenido a la página Web de Boyacá - Turismo, Religio, Atractivos, Restaurantes, Hoteles, Sitios de Recreación ----------------------------> DUITAMA BOYACA--------------------
|  _NEWUSER Correo |
 
Buscar


Vistas Totales
Hemos recibido
583752
impresiones desde Junio 2000
Modules
· Home
· Archivo
· Buscar
· Contacto
· Contenido
· Descargas
· Diario
· Directorio
· Enciclopedia
· Encuestas
· Enlaces
· Enviar Noticia
· Estadisticas
· Estadísticas página
· FAQ
· Foros
· Fotos Boyaca
· Lista Registrados
· Mensajes Privados
· Recomendarnos
· Revisiones
· Su Cuenta
· Temas
· Terminos
· Top 10
· Version Impresion
Paipa - Sitios de Interés -
La Ciudad Turística de Boyacá




Lago Sochagota 

Una avenida amplia y moderna conduce al bello lago artificial a 2.500 m.s.n.m. que fue excavado en 1953 por orden del Presidente General Gustavo Rojas Pinilla.   Aquí  se practican deportes náuticos como pesca, esquí y navegación a vela. En sus orillas hay hoteles que prestan el servicio de alquiler de lanchas y caballos.   Rodeado de colinas, vegetación variada y extensos pastizales, aquí el panorama es un verdadero oasis para el espíritu. 


Casona El Salitre 

Está situada hacia el  suroriente, en la vereda de este nombre.  Hermosa hacienda de estilo español construida en el siglo XVIII.   Se destacan sus arcos de piedra labrada, el patio y la capilla.   Aquí descansó Bolívar durante  tres días, después de la Batalla del  Pantano de vargas.   En 1974 fue declarada Monumento Nacional.   Funciona como hotel y cuenta con piscina de agua termales. 


Pantano de Vargas 

A continuación a 8 km se encuentra el sitio donde se libró la más crucial batalla del proceso de independencia, el 25 de julio de 1819.   El Monumento a Los Lanceros, imponente y dinámico escultura realizada por el maestro Rodrigo Arenas Betancur, es un homenaje a los valientes hombres que lucharon allí, comandados por el coronel Juan José Rondón.   Se destaca el hecho en que lograron la victoria, pues lucharon semidesnudos y con armas rudimentarias, contra un enemigo muy superior.   Pudo más el amor a la patria, el pundonor y el coraje.   Esta batalla fue muy importante, ya que diezmó el ánimo de las tropas españolas, que, finalmente cayeron derrotadas el 7 de agosto(13 días después) en el puente de Boyacá. La obra de bronce fundido pesa 2.000 toneladas.

 


 
De este sitio se pueden tomar dos vías alternas:  una por Firavitoba(18km sin pavimentar) que conduce a  Iza y al Lago de Tota y otra por Tibasosa(14km , 8 sin pavimentar)que conduce a Sogamoso. Después de Paipa la siguiente parada a 12 km será Duitama.

La obra en bronce fundido pesa  2000 toneladas, tiene 100 metros de largo y  40 de alto, cada caballo con su jinete pesa 2 toneladas y media; al subir al monumento hay 36 escaleras ; construidas en homenaje a los 36 años que   *****plía el Libertador Simón  Bolívar el día de la batalla (25 de julio de 1819).   El monumento fue diseñado por el maestro Rodrigo Arenas Betancur, fallecido el 14 de mayo  de 1996.

EL GRAN CERRO DE LA GUERRA

Es el punto más alto d este panorama histórico y tal ves por su topografía, el más olvidado en la actualidad.   La falda del cerro comienza,  donde hoy está  la inspección de Policía de esta localidad;  inicialmente hay que penetrar por una espesa celva de pinos y eucaliptus plantados   por la comunidad bargueña, al finalizar la selva se encuentra  diseñada una meseta, desde donde la mirada del visitante no encuentra límite en el universo.   Por el costado  de este cerro atacaron  las tropas al mando del General Santander, pero su mayor importancia en este recorrido está en que fue el punto de disputa del triunfo de los dos ejércitos; en primer lugar de los realistas, al ver que los patriotas flaqueaban y retroceden, ellos orgullosamenrte hacen flamear la bandera española; pero con el revés que sufre el cranscurso de la lucha y el desalojo de la  caballería realista; siendo las 6 de la tarde del día 25 de julio de 1819 en medio de un torrencial aguacero fue instalada allí por el Libertador Simón Bolívar el tricolor Colombiano como señal del triunfo definitivo. 


EL GRAN CERRO DEL CANGREJO 

Famoso por ser escenario de  batalla, sobre este cerro se levantó  el monumento de los catorce lanceros en memoria del cerro a lanza que sostuvo el sargento segundo Inocencio Chincá contra el Capitán Bedolla(Español) esté último quedo muerto al instante y Chincá gravemente herido falleció 2 días después en Tibasosa. 


LA CASA DE LAS SEIS VENTANAS 

En aquella época constituía la mejor construcción que se haya podido encontrar en este hermoso valle; de allí que fue tomada por  los realistas especialmente por el escuadron de Dragones de Granada  que lo conformaban aproximadamente 700 hombres de reserva, a la cabeza de Barreiro y disponible para lanzar el ataque decisivo; desde allí el general Barreiro lleno de júbilo y alegría  exclamó “ Viva España! Que ni Dios con su gran poder me puede quitar esta Victoria” 


EL GRAN CERRO DE BOLÍVAR 

Se encuentra  ubicado a 400 metros del monumento, por la vía a Duitama pasando la Hostería Bolívar a mano derecha comienzan unas interminables escaleras que lo llevan hasta la cúspide del cerro, allí se puede apreciar una visibilidad bastante agradable por eso fue escogido por Bolívar para dirigir la batalla.   Como el ejército realista era muchísimo más numeroso y estaban muy bien dotados de alimentos y armas por su puesto que  tenían toda la garantía de triunfar; de ahí que en un momento dado el Libertador vió la batalla perdida y preocupado quiso invocar a la virgen del Rosario y exclamó. “Virgen de donde hacen los tiestesitos (Tutazá)  se nos vino la caballería y se nos perdió la batalla”. 


El teniente Coronel que estaba a su lado le replica: Cómo se va a perder la batalla , si ni yo bni mis hombres hemos peleado?. Déjeme hacer una entrada”.   Bolívar le contesta angustiado “Coronel Rondón haga lo que pueda  salve usted la patria” el coronel bajó del cerro y agitando la lanza exclamó : Camaradas! Al combate , los que sean valientes síganme! Por que llego la hora de triunfar o morir”. 

LA PIEDRA HUECA 


Por el mejor escultor del mundo.  Su valor histórico recae en que fue tomada por  Bolívar  como escondite y así distraer al enemigo; organizar de nuevo su ejército y hacer la remetida triunfal. 

LA CASA DE VARGUITAS 


Declarada patrimonio histórico nacional  se encuentra adelante del cerro  de Bolívar, fue tomada como puesto de mando del ejército patriótico.   Allí se encuentran las cenizas del brazo izquierdo del coronel Jaime Rook, que tan pronto se siente herido, le amputan el brazo para “evitar una cangrena” y el coronel sacando valor de lo más profundo de su alma, tomó su brazo con la mano derecha y exclamó:  “si con este he vencido, con este otro vencere viva la patria que me ha de dar sepultura” Porque no era colombiano sino ingles. 

LA BATALLA 

 


El 25 de julio de 1819, día de Santiago patrono de España.   El libertador pretende caerle por la espalda a los realistas para destruirlos; a las cinco de la mañana, el ejército que ya cuenta con la legión británica, inicia el cruce del río Chicamocha en balsas de sauce y junco, amarradas con mocha confeccionada la víspera gracias al alcalde de Tibasosa Javier Villate y a su hermano Luis.   El río va de bordo a bordo ; las balsas se desbaratan .   Tan solo a las diez de la mañana, salvada la corriente, las divisiones republicanas toman el camino que bordeando los cerros del occidente, al pie del pantano, los conducirán por el salitre a Paipa.

 

Avisado por sus espías de la maniobra de Bolívar, Barreiro mueve sus afectivos con celeridad para desbastar el plan de los insurgentes.   La descubierta de infantería patriota compuesta por un oficial y 40 soldados guiados por Ignacio Villate , es aniquilado  por la caballería del Rey en la Cruz de Murcia, altura que domina el Salitre y el Pantano.

 

El jefe español instala su puesto de mando en la casa de don José Antonio Díaz , venta lugareña; deja la caballería y parte de la infantería , a su lado, como reserva.   Ordena al coronel Nicolás López comandante del batallón primero del Rey y parte del segundo del Rey ocupar las alturas del picacho, hoy “cerro de la guerra”, punto crítico que da ventaja a quien lo ocupe. 


El libertador que ha llegado cerca del medio día al pantano, se ve obligado a combatir en condiciones de inferioridad, al frente y  al oriente, el enemigo en posiciones dominantes; al occidente el pantano insalvable.  Atrás la turbulenta corriente del Chicamocha.   Ante tal situación instala su puesto de mando en un pequeño cerro llamado hoy de Bolívar”, La caballería llanera queda atrás como reserva.   Forma el ala izquierda la infantería de Santander ; forme el ala derecha la de Anzoátegui. 

Los infantes llevan fusiles franceses o ingleses bayoneta y suficiente munición; los jinetes, lanzas y algunas carabinas :   La mayoría viste traje de poaisano en contraste con los españoles; vistosamente uniformados bien armados y equipados.   Ninguno de los contendores presenta artillería. 


LAS DOCE MERIDIANO 

Desarrollo del combate en el ala izquierda patriota: 


El Libertador ordena al general Santander apoderarse del cerro del Picacho; el “Hombre de las leyes” en persona, se lanza a la ofensiva con los batallones Primero de Línea y Cazadores.   El Teniente coronel Joaquín París se destaca entre tanto valiente. 

Barreiro dosifica adecuadamente su reserva; refuerza su ala derecha con la compañía de Granaderos del Segundo de Numancia.   A pesar de su ardor, la infantería Granadina  es precipitada a la quebrada de Varguitas.   Ha transcurrido una hora del combate. 


Santander contrataca con sus dos batallones con violentas cargas a la bayoneta, disputándole al enemigo la cima del picacho.   El comandante español refuerza al teniente Coronel Nicolás López que defiende la altura que Barreiro ha enviado también al cerro del picacho, unidades de caballería que desmontan para  combatir a pie.   Los batallones granadinos Primero de Línea y Cazadores, terriblemente castigados, son lanzados a la hondonada. 

Desarrollo del combate en el ala derecha patriota:
Unidades de los batallones españoles Segundo y Tercero de Numancia restos del veterano batallón Tambo, ocupan el cerro del cangrejo y, alturas inmediatas. 

 


Anzoátegui los ataca con los batallones Rifles y Barcelona; la posición es disputada palmo a palmo, Barreiro la refuerza con un escuadrón de los dragones de Granada; Anzoátegui , con los batallones Bravos de Paéz y Legión Británica.

Cuanto sucede en el picacho incide en los contendores del cangrejo.  Al retroceder la infantería granadina , derrotada como ya lo vimos, retrograda la de Anzoátegui que va a darce la mano con los soldados de Santander.   Nada se puede hacer; la bandera española flamea en el picacho. 

Convencido el comandante español de la inminente derrota de los insurgentes, ordena a su infantería de reserva ejecutar un envolvimiento por el ala izquierda patriota y alos Dragones de Granada o Húsares de Fernando VII, salir de frente para rematar  las tropas de Bolívar.   Delante de diez  Bargueños grita “Ni Dios me quita la victoria” 


El Libertador que ha observado los últimos sucesos con angustia, se lleva las manos a la cabeza y exclama “Virgen Santísima de donde hacen los tiestos (Tutazá) se nos vino la caballería y se perdio la batalla”-.   El teniente Coronel Rondón que está a su lado, le replica: “Cómo se va a perder  si ni yo ni  mis llaneros hemos peleado.  Déjeme hacer una entrada” .   Bolívar le contesta :”Coronel rondón, haga lo que puede , Salve usted la patria”. 

Rondón llama a los suyos:  “Camaradas, los que sean valientes sigánme  porque llego la hora de triunfar o morir”.   Y seguido de los catorce lanceros inmortales  se lanza al golpe sobre los realistas.   Con los ojos fijos en camino, vió Bolívar con asombro y estupefacción que aquellos quince sublimes insensatos iban devorando la distancia que los separaba de los realistas; y al contemplar como llegabán al cangrejo antes que el enemigo, por una de aquellas súbita inspiración del genio, ordena al corneta toda a la carga con llamada a todos los cuerpos, baja velozmene del cerrito y agitando el sombrero, grita:”Mujica, Infante, Carvajal! Pronto, pronto porque es el momento de triunfar o morir”. 


Sobre el cerro del cangrejo hay duelo a lanza entre el capitán Ramón Bedoya español y el sargento Segundo Inocencio Chincá, héroe de las queseras del Medios.   Bedoya quedó muerto; Chincá gravemente herido, fallesé dos días después en Tibasosa. 

Como fieras soltadas de su jaula, los trecientos llaneros de reserva, salen tras de los quince, galopan por el camino y trepan los cerros destrozando con sus lanzas al adversario.   Unos van montados en pelo, otros en cillas con estribas de cuero crudo; muchos con redes y lanzas como bridas.   Van descalzos, con calzón de manta que apenas les llega a la rodilla, camisas y sombreros.   Esa tarde Bolívar habia recibido 200 caballos enviados de la hacienda” Mocua” por los hijos del martir Tunjano Juan Neponuceno Niño, fusilado en la época del terror. 


Toda la infantería pastriota, obedeciente lal toque de corneta, estimulada por el arrojo de la caballería, se lanza hacia el picacho, logrando colocar en la cúspide el tricolor nacional.   Había llegado la victoria; eran las seis de la tarde y caía fuerte aguacero. 

Barreiro, perdida la batalla a pesar de la heroicidad de sus oficiales, suboficiales y soldados, ordena retirada; ocupa las alturas de sur para seguir después a Paipa. 


El 26, cuando le amputarón el brazo izquierdo al coronel Jaime Rook, comendante de la Legión Británica herido por la bala del fusíl, lo tomó con la mano derecha y gritó “ Viva la patria que me ha de dar sepultura”.   A los pocos días murio en una hacienda de los padres Agustinos, cerca al campo de batalla. 

Los patriotas tomarón como botín de guerra, caballos, monturas, uniformes, banderas, cajas, cornetas y cientos de fusiles.   Ese día se incorporó al ejército patriota el negro Félix Pabón con su guerrilla que operaba entre Pesca y Miraflores. 

 


Perdidas:  

Patriotas, 350 muertos y numerosos heridos
Realistas, 450 murtos sin contar los heridos.









Copyright © por Boyaca Turistica Derechos Reservados.

Publicado en: 2007-01-10 (4201 Lecturas)

[ Volver Atrás ]
Content ©

        © Copyright 2001-2017. Ricardo Javier Chacón González.
        ESCUELA DE ADMINISTRACIÓN TURÍSTICA Y HOTELERA.
        U.P.T.C. FACULTAD SECCIONAL DUITAMA.
        Duitama Boyacá Colombia.